“SE TIENE QUE GOBERNAR CON EL CORAZÓN Y LA CABEZA ABIERTA, Y HAY QUE ABRIRLES LOS BRAZOS A TODOS LOS ACTORES SOCIALES”

“SE TIENE QUE GOBERNAR CON EL CORAZÓN Y LA CABEZA ABIERTA, Y HAY QUE ABRIRLES LOS BRAZOS A TODOS LOS ACTORES SOCIALES”

 

Semanario “Quinto Poder” dialogó con Juan Silverio Osorio, Presidente de FECOVINA, sobre su exposición en el Consejo Nacional del Partido Justicialista, en el marco del Encuentro Federal de la Economía Popular.

 

IMG-20191126-WA0085

 

Juan Osorio y Juan Enriquez expondrán mañana, en la ciudad de La Plata, junto al Dip. Nac. Daniel Arroyo, sobre urbanización de villas y la construcción de viviendas populares.

 SANY0031 - copia

Q P: Usted, la semana pasada, participó de una reunión en el Consejo Nacional del Partido Justicialista donde se habló sobre la vivienda popular y el hábitat. ¿Cómo llegó a dar esa charla?

JO.: “Sí, fue en un Encuentro Federal de la Economía Popular que convocó el Partido Justicialista. Los pensadores del Instituto Patria, del Grupo Callao y de todos los equipos técnicos han armado un documento de sugerencia para proponérselo a nuestro flamante presidente Alberto Fernández. En este marco se tratan los diversos temas de interés nacional y estos equipos de pensadores del partido justicialista llaman a los actores que están involucrados en las distintas ramas. En este caso le tocó al sector Cooperativo y Mutual, y de ahí soy seleccionado.”

 

Q P: Usted, a través de del trabajo cooperativo, hace mucho que viene trabajando en la construcción de viviendas. Hoy está la posibilidad de crear un Ministerio de Vivienda Popular y Hábitat. ¿Cómo ven esa posibilidad ustedes?

JO.: “Yo vengo de una Cooperativa de base, que la fundamos por el año ’84 y también trabajo en una Federación de Cooperativas de Viviendas de La Matanza y del Gran Buenos Aires que tiene 28 años de existencia. Y lo vemos muy bien. Justamente es una de las luchas que teníamos el centro cooperativo, junto con el movimiento obrero organizado y los movimientos sociales. El movimiento obrero organizado también tiene la misma necesidad para sus afiliados, y la mayoría de los sindicatos tiene un área específica (una cooperativa de vivienda) para poder satisfacer las necesidades de sus trabajadores. Entre todos veníamos luchando para que haya un área específica que pueda pensar, desarrollar y planificar políticas de hábitat y de viviendas.”

 IMG-20191114-WA0091

Q P: Usted no está en el desarrollo inmobiliario sino en viviendas populares y de calidad para gente trabajadora

JO.: “Nos dicen a las cooperativas y a las mutuales que somos organizadores de la demanda, pero no es así. Nosotros organizamos y planificamos dentro de la comunidad organizada. Abarcamos el sector del trabajador, de la clase media, que está imposibilitado a acceder a un crédito porque no reúne los requisitos. Nosotros apuntamos a ese sector, en cuanto al hábitat y la vivienda.”

 

Q P: ¿El estado es un partícipe necesario en todo este desarrollo urbano?

JO.: “Este gobierno que se está yendo en materia social nos dejó destruídos, devastados. Ha habido, en los últimos cuatro años, una ausencia permanente del estado nacional y provincial en la cosa pública a nivel social; y dejó devastadas todas las áreas.”

 IMG-20191114-WA0095

Q P: ¿El rol del estado es importantísimo en la construcción de estas viviendas populares?

JO.: “Totalmente; porque tienen que ser planificadas las distintas acciones de los estados, tanto municipal como provincial y nacional. Hoy los estados nacional y provincial están ausentes, pero a pesar de eso tienen áreas específicas relacionadas con el hábitat y la vivienda. Es necesario que haya un ente específico a nivel nacional que pueda distribuir las partidas presupuestarias a las provincias y a los municipios porque el estado todavía tiene un aparato muy burocrático. Entonces, hay que trabajar mucho para que los recursos lleguen: que se aprueben los trámites, los expedientes, las ordenanzas, los proyectos, los certificados de obra, las mediciones de obra. Si no hay un ente regulador que lleve adelante todo esto (que sería el flamante Ministerio de Vivienda que se prometió que se va a armar) va a ser muy difícil que las políticas lleguen rápidamente. Al hablar de hábitat y de vivienda, los del sector cooperativo decimos que hay que ir a los barrios populares donde está la necesidad.”

 

Q P: Durante el gobierno de Cristina en La Matanza se hicieron varios barrios, que de repente quedaron abandonados. Y hoy, prácticamente, han sido desmantelados por los vecinos, saqueados. ¿Ustedes cómo trabajan? ¿Construyen la vivienda, ya tienen al adjudicatario y se la entregan; y siguen construyendo el barrio?

JO.: “Antes de las PASO y después de sus resultados con el armado del Frente de Todos se conjugaron y armaron equipos de pensadores, de profesionales y de técnicos del Instituto Patria y el Grupo Callao. Todos ellos pensaron cómo sacar a la nación adelante. En este marco se hicieron muchas autocríticas al gobierno peronista a nivel social, donde hubo aciertos y errores. En función de esto se trabajó y se pensó para adelante, para que no ocurra más que la nación con unos pocos sabedores de escritorio diagramen y proyecten la política de hábitat y de vivienda dejando de lado a la gente que sabe (los movimientos sociales, los movimientos rurales, los barrios, los municipios). Esperamos que eso no suceda nunca más, y creemos que va a ser así.”

 IMG-20191114-WA0102

Q P: ¿Cuántas viviendas lleva construidas en el distrito?

JO.: “Nosotros, en el conjunto de cooperativas que integramos la Federación, llevamos más de 5.000 viviendas en el distrito.”

 

Q P: Yo tuve la oportunidad de visitar el último barrio que hicieron en Laferrere. ¿Ya lo terminaron? ¿Ya lo entregaron?

JO.: “Sí. Hicimos un conjunto de aproximadamente 300 viviendas con un financiamiento compartido con la provincia de Buenos Aires. Ya hemos adjudicado el 99 %. Nos falta entregar las últimas 5 viviendas, que las entregaremos en diciembre; y ya con eso finalizamos con el barrio.”

 SANY0031

Q P: Uno dice viviendas populares, pero en realidad son viviendas de calidad. ¿Cómo han logrado hacer viviendas de calidad con un presupuesto mucho menor que el de una empresa que hace un desarrollo inmobiliario?

JO.: “Cuando la comunidad se organiza eso es sencillo. Se pueden compatibilizar los esfuerzos del trabajador asociado que abona una cuota para comprar el terreno, para hacer la aprobación de los proyectos, las factibilidades con la colaboración de la asistencia financiera de la provincia de Buenos Aires. Es como manejar la economía del hogar. La Cooperativa se pudo organizar con sus asociados y el estado provincial, y compatibilizó los recursos. De esta forma se optimizó tiempo y recursos. Obviamente  que cuando la gente participa en la ejecución de la mano de obra, en la diagramación del proyecto y en la planificación de la obra optimiza recursos y tiempo; porque va a comprar donde hacen el mejor precio, contrata la mejor mano de obra. Generalmente el asociado que no puede pagar una cuota pone la mano de obra. Esto permite que se pueda hacer una vivienda digna, amplia, acorde al grupo familiar, y en un tiempo prudente. Por eso es muy importante que los estados municipal, provincial y nacional estén al lado de la gente, para que tenga un hábitat y una solución habitacional en lo inmediato.”

 IMG-20191114-WA0143

Q P: En La Matanza tenemos una de las experiencias más exitosa con respecto a la urbanización de villas, que es lo que se hizo en Villa Palito. ¿Usted está al tanto de eso cómo modelo a seguir en otras urbanizaciones? ¿Han hablado de ese proyecto?

JO.: “Conozco muy bien lo que es el tema de villa y asentamiento en La Matanza porque tuve la posibilidad de estar cerca cuando Alberto Balestrini y Néstor Kirchner prometieron tener otra mirada sobre La Matanza, sacarla adelante y comenzar con el proyecto de la urbanización de Villa Palito. Conocí al grupo de compañeros que hicieron ese trabajo espectacular de urbanización. Para mí esa es una cuota pendiente, en la que hay que seguir trabajando. Lo que se hizo en La Matanza se pudo repetir en no más de 20 municipios de la provincia de Buenos Aires y en 4 o 5 provincias más. Por lo tanto, pienso que en esto hay mucho por trabajar. Hay mucho recurso humano, mucha capacidad. Espero que con este nuevo gobierno tengamos la cabeza más abierta porque la construcción de la vivienda y del hábitat viene de abajo. Los intendentes y los gobernadores se tienen que aggiornar ya que  los movimientos sociales conocen mejor las necesidades de la gente porque son los únicos que están con ellos.”

 

Q P: Usted en este momento está construyendo para erradicar una villa en Zárate. ¿Cómo es esa experiencia? Es una experiencia con fondos municipales.

JO.: “Efectivamente. Es 100 % de fondos genuinos de la municipalidad. Dentro del grupo de Cooperativas en las que trabajamos hay un grupo de Cooperativas que son evangelistas (son pastores) y que son parte integrante de la Pastoral Evangelista a nivel nación y provincial. Ellos tienen un trabajo muy importante hecho en Zárate, y nos consiguieron una reunión con el intendente Osvaldo Cáffaro. Nosotros le propusimos trabajar en conjunto para erradicar un asentamiento ubicado debajo del Puente Zárate-Brazo Largo con más de cien familias en una situación de vulnerabilidad total. El intendente entendió, nos acompañó y nos contrató para hacer la ejecución de este barrio donde casi un 60 % son viviendas sustentables. Es decir, las viviendas fueron construídas con material sustentable, con paneles que fueron utilizados posguerra. Después de la Segunda Guerra Mundial en Europa había que construir viviendas prontas para dar una solución habitacional. Había una fábrica cerrada hacía más de 40 años, el intendente tuvo la grandeza de ponerla en funcionamiento para fabricar los paneles y nosotros pusimos la mano de obra para abaratar los costos. Para no contaminar las napas, porque en el lugar donde se hizo el barrio no hay cloacas, se utilizaron biodigestores (un sistema que se usa mucho en Europa, donde se recupera la materia y los líquidos, y queda barro para sembrar. El líquido de las aguas servidas se usa para regar). Si Zárate, que es un municipio pequeño con 130.000/140.000 habitantes, pudo hacer 100 viviendas (como soluciones habitacionales) me imagino que los municipios que tienen más población, y por ende más recaudación de impuestos y de tasas municipales, podrían hacer mucho más.”

 IMG-20191114-WA0119

Q P: ¿Las viviendas se las regalan o son pagadas por los vecinos?

JO.: “En el caso de Zárate es una ayuda social que hizo el intendente porque la gente que está habitando el barrio está 100 % en estado de vulnerabilidad (todos sin trabajo y son familias numerosas). El intendente cedió un terreno; lo dotó de cunetas, de mejorado de calles, de iluminaria led, de un sistema de desagüe y cloacas con los biodigestores; e hizo la entrega en uso.”

 

Q P: Pero generalmente el que va a habitar algún barrio de los que construye usted paga una cuota social.

JO.: “En el caso de los barrios que hacemos nosotros, sí. Generalmente el asociado siempre paga una cuota para comprar el terreno, hacer los servicios (agua, cloaca, red eléctrica, gas) y hacer la vivienda. El asociado puede pagar la cuota mensual o colaborar con la mano de obra cuando no puede pagar la cuota.”

 IMG-20191114-WA0089

Q P: Es decir, al asociado no se le regala la vivienda sino que él paga una cuota social accesible con respecto a sus ingresos.

JO.: “Exactamente. En la planificación también surge cuál es la cuota que podrá pagar cada asociado. Pero si el estado municipal y el estado provincial no están presentes con la ayuda financiera los planes con el tiempo se caen porque la gente se va quedando sin trabajo, se va divorciando, tiene problemas de salud. Por eso es importante que el estado siempre esté presente. Le cuento una experiencia propia: hemos construído en Ciudad Evita 110 viviendas en casi 14 años por autofinanciación. Con la cuota que pagaba el asociado compramos el terreno y poníamos la mano de obra y los materiales. Después hicimos otras 110 viviendas con la ayuda financiera de la provincia de Buenos Aires y tardamos 5 años. Esta es la diferencia cuando el estado está presente. Por eso nosotros celebramos que el presidente electo Alberto Fernández se haya comprometido con la creación de un Ministerio Nacional de Viviendas.”

 

Q P: ¿Ya están definidas las líneas políticas del nuevo Ministerio? ¿Qué expectativas tiene al respecto?

JO.: “Lo que está definido son las políticas: reactivar el programa federal con el movimiento obrero organizado, los movimientos sociales, las cooperativas y las mutuales; reactivar el programa PROCREAR que fue una operatoria exitosa porque le dio la posibilidad al trabajador y al laburante de clase media de poder acceder a un crédito y tener su vivienda digna. En este caso se tratará de compatibilizarlo con los sindicatos y con las cooperativas (que ya están organizadas, y tienen una estructura y un equipo técnico). Por otro lado; el ministerio está definido y más o menos por lo que se va manejando es posible que la arquitecta María Eugenia Bielsa sea la ministra, pero no tenemos la seguridad. Independientemente de quien ocupe el cargo de ministro lo más importante es que va a surgir un ministerio y que la política está definida.”

 21246136_1265793053548633_1489380687_o-Copy-300x225

Q P: Ha sido como una construcción de abajo hacia arriba.

JO.: “Ha sido  una construcción de abajo hacia arriba y también hubo un grupo de pensadores técnicos del Instituto Patria y del Grupo Callao. Para el próximo gobierno el tema del hábitat y la vivienda está en 4° lugar en importancia. Por eso creemos que va a ser un cambio importante en lo social.”

 

Q P: ¿Desea agregar algo más?

JO.: “Nos preocupa mucho el déficit habitacional de la provincia de Buenos Aires. La provincia de Buenos Aires está dividida en 135 municipios. Nosotros en estos años (con la ayuda de los movimientos sociales, la Iglesia, el movimiento obrero organizado, la pastoral social, la pastoral evangélica, y fundamentalmente con el acompañamiento de ATE de la provincia) hicimos un relevamiento en cada municipio. En el caso de La Matanza, que tiene una densidad poblacional de casi 2.300.000 habitantes, hay un déficit habitacional de más de 170.000 viviendas. Es el municipio de mayor déficit habitacional. Me parece que si no se toma en serio y no se trabaja de abajo hacia arriba va a ser difícil por más que haya un Ministerio de Vivienda. Acá hay que abrir el corazón para todos. Justamente, ganó las elecciones el Frente de Todos para gobernar. Pero tiene que ser de corazón abierto y de cabeza abierta, y hay que abrirles los brazos a todos los actores sociales. Es de la única forma que las políticas de hábitat y vivienda van a llegar íntegramente a los barrios. Los intendentes que no lo hagan van a cometer un error enorme porque estamos muy mal en lo social. Tenemos que sacar el país adelante, como bonaerenses tenemos que sacar la provincia adelante y como matanceros tenemos que sacar el municipio adelante. Creo que ahí tenemos que participar todos los actores. Yo aspiro a que se convoque a todos los actores y a todos los movimientos sociales. Por otro lado, en La Matanza hay un grupo que está trabajando bastante en la Ley de Acceso Justo al Hábitat (Ley 14.449). Esta Ley, después de 30 años de militancia de la pastoral, del grupo Madre Tierra y de más de 20 movimientos sociales, fue sancionada en el año 2012 pero nunca se le dio presupuesto. En el 2015 se la promulgó. Dentro del marco de la política pública de viviendas que tiene pensado llevar adelante este gobierno se trata también este tema. Es importante que esta Ley sea tenida en cuenta en la provincia, pero especialmente en La Matanza, porque habla que los Concejos locales deben ser integrados por el poder ejecutivo local y por los actores (que es la gente de los movimientos sociales que vive la realidad y que sabe).”

 SANY0031 - copia

Q P: A partir de lo que me está diciendo, ¿usted cree que la intendencia de Fernando Espinoza impulsará o apoyará esto? Teniendo en cuenta que desde Alberto Balestrini (que llegó en el ’99) hasta la fecha el municipio, por ejemplo, ha seguido apostando a la urbanización de Villa Palito.

JO.: “No tengo la menor duda que va a tener que ser así porque justamente ganamos el Frente de Todos, y en este marco mucha gente tiene la esperanza que se la convoque. Está en la grandeza de los intendentes en tener la sabiduría de abrir los brazos y convocar a todos los sectores, porque está muy jodido el tema de hábitat, vivienda y soluciones habitacionales inmediatas. Yo tengo la esperanza que va a ser así.”