EL MUÑECO DE PIERRI

EL MUÑECO DE PIERRI

 

Por Prof. Joaquín G. Puebla

 

Juan Domingo Perón, en su libro “Conducción Política” sostiene que “Los partidos políticos triunfan o son destruidos por sus conductores. Cuando un partido político se viene abajo, no es el partido político quien tiene la culpa, sino el conductor”.

Esa cita la podemos extrapolar, sin temor a equivocarnos, a la actualidad de la Policía de la provincia de Buenos Aires.

El juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla procesó a la cúpula de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) macrista y a otros nueve responsables de las bases que la ex SIDE instaló en provincia de Buenos Aires entre 2016 y 2017 para realizar un extendido espionaje político, que abarcó desde dirigentes políticos nacionales y territoriales, pasando por los gremios y llegando hasta comedores comunitarios o reuniones en escuelas primarias” de esta forma informaba el diario Página 12, en la nota titulada: “Espionaje macrista en Buenos Aires: el juez Alejo Ramos Padilla procesó a la cúpula de la AFI” (https://www.pagina12.com.ar/312268-espionaje-macrista-en-buenos-aires-el-juez-alejo-ramos-padil).

Todo se inició por una investigación de Semanario “Quinto Poder” allá por julio de 2017 cuando publicamos la nota: “LOS SÚPER AGENTES DE FERNANDO”  dónde informamos que (https://semanarioquintopoder.com/?p=18144) se había decidido establecer una base operativa permanente en La Matanza de la SIDE y/o AFI (Agencia Federal de Inteligencia) ubicada en Isidro Casanova, más precisamente en la calle Asunción al 5700.

 

 

En un primer momento se estableció una relación profesional con el municipio pero eso quedó en la nada cuando, en el 2015, hubo un cambio de autoridades y de objetivos. A partir de ese momento se cortó toda relación con las autoridades municipales y, esa base, comenzó a suministrar a sus superiores todo tipo de información política del distrito; es decir, violaban claramente la ley al realizar “espionaje político interno” expresamente prohíbo en la Ley nacional de Inteligencia (Ley 25520).

Todo este andamiaje comenzó, entonces, a intervenir teléfonos fijos y celulares de políticos y autoridades municipales matanceros con la intención de recabar información que diera sustento a una acción legal que involucrase a Fernando Espinoza.

 

 

El Comisario Mayor (retirado de la bonaerense) Gustavo Carreiras (http://www.pensamientopenal.org/la-bonaerense-jubilo-a-un-comisario-mayor-denunciado-por-corrupcion/ y http://www.lanacion.com.ar/1068788-crimen-de-barrenechea-recapturaron-al-menor-que-se-habia-fugado) de un interesante e intenso currículo policial estaba a cargo de dicha indagaciones y reportaba al actual Jefe de la Policía Bonaerense, Comisario General Daniel García, que por entonces era el Jefe Departamental de Morón y trabajaba en estrecha relación con Sebastián Basso, Fiscal Federal a cargo de la Fiscalía Criminal y Correccional N° 3 de Morón (premiado por el Procurador General de la Nación interino, Eduardo Casal, al designarlo en la fiscalía especial que investiga el atentado contra la AMIA fue y ocupará el cargo de Alberto Nisman – https://www.pagina12.com.ar/166959-un-fiscal-que-genera-rechazo) y con el Juez Néstor Barral, titular del Juzgado Federal N° 3 de Morón.

 

 

El resultado de todo este trabajo se reflejó en la causa que la prensa denominó “El Pastor Justiciero”, que nuestro medio le dedicó varias notas denunciando la poca seriedad de la investigación y de la pruebas amarañadas que daban sustento a la misma y que se publicaron bajo el título: EL BUCHÓN, EL LADRI Y EL FISCAL: “LOS ARMADORES DE CAUSAS”…y otros cuentos (https://semanarioquintopoder.com/?p=23128) y también en la nota:  LOS INJUSTICIABLES (https://semanarioquintopoder.com/?p=22817).

 

 

Sebastián Basso a pesar del premio recibido por su actuación en la mencionada causa tiene sendos pedidos de destitución (https://www.tiempoar.com.ar/nota/polemico-nombramiento-a-un-fiscal-interventor-en-la-causa-amia y https://www.lanacion.com.ar/politica/piden-remover-al-titular-de-la-unidad-fiscal-amia-nid2337922) y

 

 

el Juez Néstor Barral tiene en su haber un pedido de juicio político (https://realpolitik.com.ar/nota/38853/pediran-juicio-politico-para-el-juez-a-cargo-de-la-causa-de-los-narco-chalecos/).

 

GARCÍA: UN “MUÑECO” MUY VALIOSO

 

Al asumir la gobernación, Axel Kicillof designó al polémico Sergio Berni al frente del Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires.

 

 

Berni se tomó su tiempo pata designar al jefe de la bonaerense y nombró, al frente de dicha fuerza al Comisario General Daniel “Fino” García (“Le decían ‘el Fino’ García porque nunca se ensució. Siempre se acomodó bien políticamente”) y como subjefe al Comisario General Jorge “Manotas” Figini (le dicen “Manotas” por haber sido el recaudador de Martzin).

 

 

Según cuentan por ahí para decidir la cúpula de la bonaerense hubo una dura puja y la misma la ganó Alberto Pierri (ex Presidente de la cámara de Diputados – 11 períodos – y dueño de Papelera de Tucumán y Telecentro), hombre poderoso si los hay.

Pierri apadrinó al Comisario General Daniel García por ser hermano de Marcelo García, gerente de Relaciones Públicas de Telecentro y Canal 26, un hombre de estrecha confianza Alberto Reinaldo Pierri (https://realpolitik.com.ar/nota/38839/un-efectivo-con-antecedentes-por-apremios-ilegales-de-la-maldita-policia-controlara-la-bonaerense/).

 

ALBERTO PIERRI
FOTO GUSTAVO ERCOLE

 

El Comisario General Daniel “Fino” García, más allá de ser “EL MUÑECO DE PIERRI” tiene un largo historial en la fuerza y, aunque no lo crean, en nuestro distrito: La Matanza.

Matías López fue un fiel seguidor del “Fino” García, siempre fue su “histórico secretario” y, fuentes policiales, lo señalan “como el recaudador del Fino”. Varios uniformados admiten “haber sido citados por López y, esté, vender las comisarias en nombre del Fino”. Matías López fue desafectado de la bonaerense y, nuevamente incorporado a la misma, durante la gestión de Vidal – Ritondo.

López también supo mantener “estrechos lazos” con Sebastián Basso, Fiscal Federal a cargo de la Fiscalía Criminal y Correccional N° 3 de Morón. Estos “estrechos lazos” jugaron un papel preponderante en el armado de la causa que provocó la caída del ex Concejal Carlos Orsingher como Secretario de Protección Ciudadana del municipio matancero.

 

 

Volviendo al distrito, “Matías López  junto al Fino prometían”, a varios inculpados en la causa judicial trucha que mencionamos párrafos arriba, “influir ante el Fiscal Sebastián Basso, Fiscal Federal a cargo de la Fiscalía Criminal y Correccional N° 3 de Morón y ante el titular de Asuntos Internos de la Policía Bonaerense (durante la gestión de María Eugenia Vidal), Guillermo Berra y, ante la pareja de esté, la Auditora Sumarial Patrimonial, María Sardiña, para que, a cambio de asensos a comisarios y oficiales, declaren (aunque sea mentira) contra Fernando Espinoza, Verónica Magario,  Carlos Orsingher y el jefe departamental La Matanza, Comisario Mayor Enrique Sobrero

 

 

El diario Ámbito, en la nota titulada: “Vidal, la jefa política de Guillermo Berra”, relaciona a Guillermo Berra con la ex Gobernadora María Eugenia Vidal. Según la mencionada nota (https://www.ambito.com/politica/maria-eugenia-vidal/vidal-la-jefa-guillermo-berra-n5112453) “Guillermo Berra, ex jefe de Asuntos Internos de la Policía Bonaerense, será indagado por el juez platense Federico Atencio en la causa que lo tiene sindicado, junto a su esposa María Rosario Sardiña, como el encargado del espionaje ilegal a políticos del peronismo bonaerense, fiscales, empresarios y búsqueda de movimientos económicos de municipios”.

 

 

También es muy interesante y explicativa la nota de Estefanía Velo de “Pulso Noticias” sobre las actividades de Berra y, de su pareja, María Sardiña. En la mencionada nota, la periodista Velo, (https://pulsonoticias.com.ar/71068/espionaje-provincial-procesan-berra-asuntos-internos-policia/)

sostiene que “Según pudo acceder este medio, algunas de las personas físicas investigadas son: Marcelo Hugo Rocchetti, Sergio Ricardo Maldonado, María Daniela Pezzutti, Daniel Jorge Pezzutti, María Cristina Sosa, Ana Claudia Amorosi, Máximo Zitti, Gonzalo Martín Pepe Fernández Bird, César Ricardo Melazo, Gastón Andrés Rueda, Mario Alejandro Mac Dougall, María Florencia Musich, Juan Pablo Mussi, Franco Daniel Schillaci, Tomás Fernando Espinoza, Juan Domingo Tomás Espinoza, Mario Alberto Ishi, María Florencia Alconada, Tomás José Gigli, María Alejandra Bellini, Diego Ariel Otero, Néstor Emilio Otero, Elías Mahli, Juan José Tocci, Daniel Alejandro Salcedo, Ricardo Oscar Bogoliuk y Norberto Aníbal Degastaldi, entre otros”.

Si bien ni mi nombre ni de Semanario “Quinto Poder” aparecen en el listado mencionado, la Dra. María Rosario Sardiña (pareja de Berra) se comunicó con nuestro medio, vía mail, solicitando información.

 

 

El 5 de abril de 2017, a las 11:56, desde la dirección de mail administracionpatrimonialai@mseg.gba.gov.ar nos escribió el siguiente texto: “Estimados, les escribo en calidad de Abogada Directora del Área Patrimonial de la Auditoria General de Asuntos Internos de la Provincia de Buenos Aires, estuve leyendo una de sus notas y quisiera consultarles si cuando se menciona al Comisario Nicolás Zalazar no se están refiriendo a Roberto Natalio Zalazar, quien revista en traslados y custodias de objetivos fijos  y en caso afirmativo sí  podrían facilitarme alguna información que pueda ayudar en la investigación que estoy llevando adelante. A su disposición. Saludos Cordiales. Dra. María Rosario Sardiña”.

 

 

El diario “El Día” publicó la nota: “EX TITULAR DE ASUNTOS INTERNOS LE APUNTÓ DIRECTO A RITONDO” y donde informan que “La defensa de Guillermo Berra pidió al fiscal que amplié la investigación hacia su superior directo, el ex ministro Ritondo” (https://www.eldia.com/nota/2020-7-1-2-2-23-ex-titular-de-asuntos-internos-le-apunto-directo-a-ritondo-policiales).

El Comisario General Jorge Figini no tuvo tanta suerte a pesar de contar con apoyo (tanto económico como político) de varios “Barones del Conurbano” que hicieron una “baquita” y juntaron “unos buenos mangos para poner a su hombre al frente de la bonaerense” pero no alcanzó, “Pierri fue más persuasivo y ganó la pulseada”.

Más allá de estos vaivenes de políticos y designaciones podemos sostener que el mecanismo utilizado por Berni fue ineficaz y dejó la seguridad en manos de gente que responde a otros intereses, cosa que se vio reflejada en la rebelión policial del pasado mes de septiembre.

 

 

La bonaerense es una fuerza policial sin conducción ni política ni institucional. Hoy mandan los “negocios de los jefes” y todo el accionar policial “está subordinado a la recaudación de esos negocios”.

El policía de a pie está más que caliente y no sería nada raro que, ante cualquier hecho por más insignificante que sea, se repita lo de septiembre” me comentaba un jefe policial del oeste bonaerense y aseguraba que “La cadena de mando perdió la verticalidad y eso se transformó en una maraña de interés cruzados donde la inseguridad manda porque la policía está en otra cosa. Esto se ve reflejado en la comisarias donde cada uno hace lo que quiere y nadie le responde al jefe departamental”.

 

 

Otro jefe policial pero, esta vez, de la zona sur del conurbano, sostuvo que “Estamos a un paso de la anarquía y hay mucho malestar y resentimientos generados por la pandemia porque hay muchos policías afectados junto a sus familias y ningún jefe se preocupa por esto; solo les interesa que laburen más horas y facturen las adicionales” y manifestó que “Los canas no saben para quién trabajan. No saben si laburan para el gobernador, el intendente, el jefe departamental o los comisarios. Los negocios están primero y nadie se ocupa del personal policial que le pone el pecho al Covid-19, a la inseguridad y a la demanda de la gente

 

 

Eduardo Duhalde, siendo gobernador, dijo que “La bonaerense es la mejor policía del mundo” y, hay que reconocerle, que en algo tenía tazón porque si la “bonaerense quiere resolver un delito lo hace en 10 minutos porque están al tanto de todos los negocios y, en la mayoría de los casos, hay personal policial involucrado”.